Gestión del Área Quirúrgica

La mejora de la eficiencia en quirófano – una visión holística

El aumento del numero de pacientes y de los costes, hace que los equipos médicos, los gerentes de los hospitales y los economistas de la salud estén bajo una creciente presión para ahorrar dinero y tiempo.

Cinco puntos clave para la eficiencia en quirófano

Para mejorar la eficiencia y que los equipos de cirugía se centren en lo que realmente importa, HARTMANN ha desarrollado el Plan Lean+, una solución holística que  optimiza las tareas para permitir una mejora en los procesos y el uso de los recursos, reduciendo costes y aportando más tiempo a los profesionales para que dediquen a tareas de valor.

El Plan Lean+ se basa en cinco puntos clave para generar ésta eficiencia:

1. Definir protocolos

Nuestro Equipo de Enfermeras Quirúrgicas dan soporte a los equipos quirúrgicos a definir protocolos y sistemas para el uso de la cobertura quirúrgica, y encontrar así la mejor solución a cada cirugía. Trabajando de forma estandarizada se genera menos desperdicio de producto – sobre-pañeo y sub-pañeo –  y se aumenta la seguridad y la eficiencia.

2. Optimizar los flujos logísticos

HARTMANN ha creado SensorBox®, un Sistema inteligente donde simplemente se cogen los productos que se necesitan para una cirugía, y se automatizan los inventarios y stocks al momento, imputando los consumos en el centro de coste necesario.

3. Simplificar los flujos administrativos

Con los consumos registrados, se genera una factura única mensual, reduciendo la carga administrativa a 12 facturas / año.

4. Información precisa y transparente

La plataforma de gestión Lean+ Clarity ofrece información sobre stocks, consumos, trazabilidad por paciente y monitorización de cuplimiento de los protocolos.

Beneficios para el Hospital

  • Definiendo los protocolos quirúrgicos, el consume se llega a reducir un 23% en unidades al año.
  • Con el Plan Lean+ y el soporte de los expertos de HARTMANN, los niveles de stock (m3) se pueden reducir hasta un 35%.
  • Las tareas administrativas se reducen a solo 12 facturas al año, comparadas a las 400 de media que se generan sin el uso de Lean+.